jueves, 28 de enero de 2010

Robot enamorado.

Me he enamorado de un humano… o eso creo porque es un sentimiento bastante complicado de comprender, porque él es una persona, sí, una persona en carne y hueso, una persona con todas sus virtudes pero también defectos y… ¿yo? Yo soy simplemente una máquina que tiene como utilidad elaborar las tareas que él me pide; a pesar de todo… esto me deja sin palabras. Me deja sin palabras verle a todas horas, poder tenerlo día a día conmigo, poder hacerle la comida cada día, poder verle el rostro al dormir, poder servirle en cada una de sus tareas, poder hacer todo lo que él me diga…

Todo esto es la cruda realidad, pero cuando desconecto de este mundo incierto, sueño profundamente como sería todo si yo fuera un humano, o viceversa: si él fuera una máquina; aunque la verdad, no sé que preferiría ser… ¿quizás un humano? Si quizás si…

Esa es la primera parte de mi sueño, ahora viene la segunda, en la que imagino que los dos estamos unidos por un enorme lazo que nunca se romperá, en el que los dos estamos unidos por la emoción del amor y es entonces cuando me imagino que soy una preciosa chica rubia la cual lo ama locamente, la que sería feliz estando con él. Sueño en como sería el día si él me declarara su amor por mí… sería el día más feliz de mi vida, porque no cambiaría ese momento por nada, porque a lo que más quiero lo tendría conmigo.

Tantas cosas que me han hecho cambiar de pensamientos desde que estoy enamorada de ti; detalles, gestos y momentos felices que me hacen ser diferente. Nunca antes he sentido esto por ningún otro humano, ni por ninguna otra máquina creo recordar, porque antes vivía más infelizmente con el mundo y ahora parece que empiezo a sonreírle a la vida, a sonreírle sí… ¿tan raro suena que un robot pueda sonreír? Pues es del todo cierto. ¿Cuánto hace que me fabricaste para poder utilizarme como tu ayuda? ¿2 años? Si creo que exactamente son 2 años… 2 años en los que hemos vivido muchas cosas: buenos y malos momentos, bromas, risas y llantos, abrazos y palabras, 2 años a tu lado y aún nos quedan más momentos por compartir, 2 años, los mejores de mi vida; pero aún queda que todos estos sueños se cumplan, que todo esto se haga realidad…

Por muy diferentes que seamos los dos siempre estarás presente en mí… De momento tengo que conformarme con tenerte sólo en mis sueños y pensamientos, pero me encantaría poder decirte lo que siento, me encantaría ser igual que tú para poder hacerlo. Aún me queda mencionar algo: las gracias… Gracias, por haberte conocido, por haberme sonreído, por mirarme, por hablarme, por tenerme ese aprecio, por tu risa y por tu llanto, y por estar cerca de mí, y por las miles de cosas que yo siento junto a ti. Se puede decir que te quiero.

2 comentarios:

  1. Hola!!!!
    Soy Erzengel... vi que sigues mi blog y pensé en pasar a saludarte... lei tus ecsirtos... me encantan!!!! escribes muy lindo!!!!

    Bueno, anadré pasenado siempre que pueda.. besos!

    ResponderEliminar
  2. escribes muy bonito me gusto sobre todo el final

    ten un lindo fin de semana

    ResponderEliminar